Manifesto Sorrento Pride 2019

De Stonewall a la provincia italiana

Salir del armario es la expresión con la que la comunidad LGBT+ (gay, lesbiana, bisexual, transexual y transgénero, intersexual, asexual, queer …) ha identificado su política de visibilidad: declararse se ha convertido en un gesto político de emancipación y liberación. El Orgullo fue el instrumento clave de protesta y lucha, una manifestación colectiva que permitió a las personas no sentirse solas, expresar libremente su identidad y sus amores, reclamar derechos, rebelarse contra una sociedad opresiva. y homologadora.

Hace cincuenta años, un grupo de gays, lesbianas y transexuales salieron de sus armarios para tomar las calles de Nueva York contra las redadas policiales, dando vida al primer movimiento de liberación y protesta sexual que la historia recuerda como las revueltas de Stonewall. .. Hace veinticinco años en Roma fue la vez del primer GayPride en Italia, en la capital se dio, en el año del jubileo, el primer orgullo mundial; en 1996 fue el turno del primer desfile napolitano (“Jesce sole”), luego regresó a Nápoles en 2010 (“A la luz del sol”); Desde 2013, el movimiento LGBT+ ha decidido multiplicar las manifestaciones con el Onda Prie, que comenzó precisamente desde Nápoles: una red de desfiles que han coloreado las calles de de varios centros urbanos, desde suburbios como en Bagnoli en 2016 y la provincia italiana, creando conexiones con otras minorías y categorías discriminadas, desde una perspectiva deinterseccionalidad; el año pasado fue el turno de Pompeya, que con el himno “Nuestra Señora de Pompeya también ama a los gays” ha llegado a un territorio vecino, gracias a la consolidación de la asociación Pride – Vesuvio Rainbow.

Sulla scia di questo percorso e con la nascita del collettivo Buonvento A raíz de este recorrido y con el nacimiento del colectivo Buonvento, este año traemos los colores del arco iris a Sorrento por primera vez: un territorio que reúne en torno a su belleza, a gente de todo el mundo y se ha ido convirtiendo en una de las capitales del turismo internacional. Sin embargo, en el territorio sorrentino, los tabúes culturales aún están arraigados, en particular en relación con la sexualidad y la diversidad en general, lo que limita la libertad no solo de las personas LGBT+: el centro de nuestros requerimentos es, por lo tanto, la lucha contra todas las formas de opresión y discriminación, contra la misoginia y fobia sexual que aún permea una parte importante del tejido social, y que produce discriminación, odio, violencia y exclusión social.

Nuestras ins/estancias y armarios para abrir

Nuestras principales instanciasson:

  1. 1. Aprobación de la ley regional contra la homotransbifobia;
  2. 2. Membresía de la red READY de todos los municipios de la península de Sorrento;
  3. Reconocimiento de la homoparentalidad e intervenciones en las escuelas contra el acoso homotransbifóbico;
  4. Políticas para facilitar el acceso al mundo laboral a las personas LGBT, especialmente a las personas transgénero;
  5. Desarrollo del turismo sostenible abierto a las diferencias en la península de Sorrento, en particular con respecto a las personas LGBT+.

En particular, hemos elegido seis temas clave (seis armarios cerrados que se abrirán como los colores de nuestro arco iris) en los que enfocar nuestra comunicación social y política, que nos han parecido particularmente actuales y / o cercanos a las especificidades de nuestro contexto.
Para todas las demás reivindicaciones no incluidas en esta lista, nos remitimos al documento político de Pompei Pride 2018, con el que nos ubicamos en continuidad y que se puede consultar en el siguiente enlace.
www.pompeipride.org/piattaformapolitica

1) Personas migrantes:
La primera puerta a abrir se refiere a aquellos que migran, es decir, aquellos que aterrizan en suelo italiano para encontrar su propia dimensión y aquellos que lo abandonan para buscar oportunidades en otros lugares.
Los migrantes, refugiados y solicitantes de asilo ahora se consideran los chivos expiatorios de todas las dificultades sociales y económicas en nuestro país, y se han convertido en el objetivo de la narrativa propagandística de la Liga del Norte y muchos otros partidos políticos.
Lejos de subestimar el tema de la gestión de los flujos migratorios, como comunidad LGBT + no podemos cerrar los ojos a todas las personas que pierden la vida en nuestros mares o que tras haber llegado a nuestro país sufren violencia, discriminación y odio racista. Muchas personas LGBT + han abandonado la península de Sorrento para ser autosuficientes, y también es por esta razón que sentimos la responsabilidad de estar cerca de aquellos que arriesgan sus vidas para tener una oportunidad, en busca de la felicidad.

2) Identidad y roles de género:

Otra puerta cerrada se refiere a las identidades masculina y femenina; En nuestro territorio sigue habiendo una cultura que es, en muchos sentidos, patriarcal y masculinista, que todavía ve al hombre en posiciones de poder y a las mujeres en una posición subordinada. A pesar de los avances sociales y culturales, todavía hay grandes expectativas sociales y estereotipos de género que condicionan la formación de la identidad de todos nosotros: una mujer todavía se considera ante todo propiedad de un padre o un esposo, quienes tienen la tareade protegerla y dirigirla. Un hombre es reconocido como tal si es seguro de sí mismo, toma lo que quiere, mantiene económicamente a una familia, no manifiesta su propia vulnerabilidad.
Los episodios de acoso y violencia sexual que leemos en las noticias locales deberían hacernos comprender cuán urgente e imperativo es no bajar la guardia en este tema. Además de la ausencia de alcaldesas o abiertamente LGBT + en la península de Sorrento, entendemos cómo los muros de género aún persisten en nuestro territorio.
En esta visión jerárquica y socialmente normalizada de la identidad y de los roles de género, obviamente las personas transgénero, transexuales, intersexuales, queer o no binarias no están incluidas; por este motivo, nos comprometemos a dar la máxima visibilidad incluso a identidades más fluidas.

3)Personas con discapacidad y sexualidad:
Otro tema sobre el cual hay que abrir los ojos se refiere a las personas con necesidades especiales y cómo experimentan la sexualidad y la afectividad.
La idea sigue siendo que quien tiene una discapacidad es una especie de figura angelical, los niños eternos que se mantienen bajo una campana de cristal, que la sexualidad es un asunto de adultos, para “personas sin discapacidad”. Los gestos de afecto, las expresiones y las necesidades corporales son, en la mayoría de los casos, temidos, no reconocidos o incluso reprimidos.
Queremos hacer comprender que las personas que tienen una discapacidad intelectual, sensorial o físico-motora son hombres y mujeres con emociones, sentimientos y deseos completamente legítimos, que debemos aceptar y reconocer sin prejuicios ni moralismo.
Las asociaciones que se ocupan de discapacidades por muchos años están poniendo este tema en el centro de atención; En particular, la frontera más importante de los últimos años es la institucionalización de la figura del asistente sexual, un operador profesional (hombre o mujer) que puede apoyar a aquellos que no pueden experimentar completamente el erotismo y la sexualidad por su discapacidad.

4) Estereotipos sobre la tercera edad:
Otro armario para abrir se refiere a las personas mayores: además de estar expuestas a dinámicas de exclusión y aislamiento social, están representadas como personas que han llegado a su fin, inactivas y sin sexualidad.
En la opinión común, la vida de los ancianos debe ser tranquila y retraída, cualquier interés en el sexo se considera anormal y desviado; Por esta razón, muchas personas mayores, después de la muerte de su pareja o una separación, tienden a no encontrar otras parejas, especialmente por la hostilidad de sus hijos y familiares. Creemos que esta visión estereotípica de los ancianos debe superarse, ya que afecta negativamente a la vida y al bienestar de muchas personas.

5) La cuestión bisexual:
Si la homosexualidad ha sido eliminada a través de las costumbres, hay una categoría que se encuentra en una condición de invisibilidad social casi total.
Las personas bisexuales (y pansexuales) a menudo son víctimas de una doble discriminación por parte de los hetero y los homosexuales, y esto significa que muchas personas bisexuales ocultan su orientación, para sentirse plenamente incluidas y aceptadas en su comunidad. La bifobia es una forma de discriminación por derecho propio y diferenciada de la homofobia, porque no se basa en el acto sexual sino en los estereotipos que rodean a la persona (promiscuidad, infidelidad, ocultar una supuesta homosexualidad …).

6) Sostenibilidad y turismo de diferencias:
Queremos promover un concepto de sostenibilidad ambiental, social y económica. En particular en nuestro territorio (caracterizado por notables paisajes naturales reconocidos en todo el mundo) es imposible preservar los hábitats naturales y los paisajes tradicionales sin lograr la sostenibilidad social y económica. Las actividades humanas insostenibles y el desarrollo local que no son muy sensibles a los problemas medio-ambientales representan una seria amenaza para la preservación de nuestras bellezas naturales y para el mantenimiento de los ecosistemas agrícolas tradicionales, la base de la producción de alimentos y vinos.
Con nuestras iniciativas, apoyaremos políticas de desarrollo local sostenibles a todos los niveles para garantizar la conservación del paisaje, el progreso económico y la justicia social a largo plazo.
Con este orgullo intentaremos fomentar el turismo sostenible, accesible para todos y atento a las diferencias: queremos interceptar a los turistas LGBT+, con discapacidades, ancianos o portadores de cualquier forma de diferencia y mostrarles que nuestro territorio es acogedor e inclusivo.

Magnate ‘o limone 

”Cómete el limón

Queremos abrir todos estos armarios aún cerrados por el fanatismo y la respetabilidad, abrir una reflexión sobre una sexualidad libre y autodeterminada, traer un soplo de aire fresco que elimine de nuestros hogares el hedor rancio de la homobitransfobia, el sexismo y el machismo, de la xenofobia y de los nuevos fascismos, del habilismo, del agismo y toda forma de violencia y opresión hacia cualquier diversidad. Consideramos esencial para nuestro territorio una acción cultural y social que conduzca a la superación de todos esos binarismos que son normativos y taxonómicos con respecto a la complejidad de la experiencia y los flujos de identidad de cada uno *; la violencia proviene de la negación de la complejidad, del intento de normalizar cualquier fenómeno que parezca anómalo, de poner un límite entre lo que es común y lo que se percibe como fuera de la norma.
Por lo tanto, nuestro objetivo es dar vida a una apertura, para mostrar cómo las diferencias no representan una amenaza, sino una oportunidad, una riqueza, no un límite, sino una frontera que cruzar.
Hasta la fecha hemos sufrido la opresión de una sociedad que nos margina, nos hemos adaptado al permanecer en silencio y darnos por vencidos para expresar nuestras identidades y vivir nuestros amores libremente.
Los tiempos han cambiado y ya no estamos dispuestos a ocultar y reprimir lo que somos. El armario está cerrado ahora, y es por eso que el 14 de septiembre iremos por la calle a la luz del sol y con una sonrisa en los labios, y diremos en voz alta y fuerte a cualquiera que todavía insista en discriminarnos: ¡MAGNATE ‘O LEMON!

Sostieni Sorrento Pride

Questo sito utilizza cookies per assicurarti la migliore esperienza possibile di navigazione.